Envío MUNDIAL gratuito para pedidos superiores a 200EUR

Portal de Soporte  |  Contáctenos

La plaga de caracoles en el acuario: ¿cómo combatirla?

Los caracoles son, sin duda, una de las criaturas más útiles en los tanques domésticos porque forman parte del equipo de limpieza. Realizan una función muy útil: comen restos de plantas muertas y restos de comida no consumida por los peces. Sin embargo, su plaga puede ser un hueso potencialmente difícil de romper porque, como todos los seres vivos, producen heces, lo que tiene un impacto en el mantenimiento de la limpieza del tanque y, en consecuencia, los parámetros del agua. Además, su exceso hace que el acuario parezca simplemente antiestético y los caracoles suelen salir al exterior.

La plaga de caracoles en el acuario: ¿cómo combatirla?

Los acuaristas están familiarizados con varios métodos para luchar contra los caracoles. A continuación presentamos algunos de los más populares.


1. Sustancias químicas para el control de caracoles

El método de uso es simple: vierta la cantidad adecuada de la preparación en el acuario de acuerdo con las recomendaciones del fabricante. Sin embargo, este método tiene varias desventajas. El sulfato de cobre, que suele estar contenido en la preparación, es letal para los caracoles. Sin embargo, cuando nuestros visitantes no deseados comiencen a morir, sus restos muertos se descompondrán contaminando nuestro tanque. Al utilizar este método, asegúrese de que la preparación no contenga sustancias nocivas para otros peces o plantas.

2.Fiesta vegetal

Este es un método popular. Todo lo que tienes que hacer es colocar una zanahoria o ettuce u otras verduras en el tanque durante la noche. Se supone que los caracoles se asientan sobre la verdura y por la mañana puedes sacar muchos caracoles asociados con el manjar. La desventaja de este método es la baja eficiencia. Piensa ... ¿Cuántos caracoles caben en un vegetal pequeño? ¿Y cuántos de ellos son lo suficientemente inteligentes como para decidirse por eso? Para deshacerse de ellos de manera efectiva, la actividad debe repetirse muchas veces sin garantía de éxito.

3. Trampa para caracoles

Una trampa no es más que un disco en el que ponemos un cebo, por ejemplo una verdura. El producto está disponible en muchas formas y tamaños. El caracol entra pero ya no puede salir. Sin embargo, vuelve a surgir la pregunta: ¿cuántos de ellos serán lo suficientemente inteligentes como para entrar en la trampa?

4. Peces que comen caracoles

Mientras busca en foros respuestas sobre qué peces pueden ayudar a luchar contra los caracoles en un acuario, puede encontrar una especie de pez globo verde (Dichotomyctere fluviatilis). Y de hecho, sin duda es un perro caracol. Sin embargo, a la hora de llevarlo a tu acuario, ten en cuenta que tarde o temprano se comerá caracoles y ¿entonces qué? Recuerda que este es un pez agresivo y grande al que le gusta el agua salina. Por lo tanto, no debe guardarse en un tanque "ordinario".

Pero otro pez es una elección casi perfecta. Estamos hablando de la payaso loach (Chromobotia macracanthus) que generalmente se alimenta de diferentes alimentos, pero los caracoles son un verdadero manjar para él. Chupa a sus víctimas fuera del caparazón. Las lochas son peces de manada, por lo que se recomienda introducir algunos individuos, de lo contrario pueden mostrar agresividad. Por su tamaño, conviene mantenerlo en un acuario con una longitud mínima de 100 cm. Las lochas no deben conservarse junto con las gambas, excepto para la cena.

5. Caracoles que comen caracoles

Combatir fuego con fuego, ¿conoces ese dicho? Bueno, la verdadera masacre de caracoles es definitivamenteelena helena. Incluso unos pocos individuos liberados en el acuario pueden luchar contra toda la plaga. La pregunta surge cuando consideramos qué comerán cuando la plaga haya desaparecido. Por eso se recomienda poner 2-3 Clea Helenas en 50-100l de agua. Entonces no comerán toda la población de caracoles en el acuario a la vez, sino que reducirán lentamente su número. Recuerde que si tiene otros caracoles ornamentales, por ejemplo, de la familia Ampullariidae, no debe utilizar Clea Helena, porque succionarán lentamente otros caracoles decorativos. Clea Helena tampoco debe usarse en presencia de camarones.

6. Captura manual

Este método es el menos invasivo, pero requiere mucha paciencia si la plaga de caracoles en el acuario es grande. No obstante, cabe destacar que para la selección manual es mejor utilizar pinzas, cuyo tamaño se puede adaptar al tamaño de los caracoles para facilitar el proceso. No se recomienda sacar los caracoles con las manos desnudas.

7. Bajar la temperatura del tanque

Bajar la temperatura del tanque es un método bastante controvertido. Consiste en bajar la temperatura del agua a 12-13 grados centígrados. A una temperatura tan baja, los caracoles tropicales no podrán resistir y algunos o todos morirán. Recuerde que no solo los caracoles están expuestos a bajas temperaturas, sino todas las criaturas que requieren agua más caliente. Por lo tanto, este método generalmente se usa en tanques reiniciados que son grandes y no desea reemplazar el sustrato.

En conclusión, los caracoles en un acuario no son malvados. Nos muestran lo que estamos haciendo en el tanque y su número suele indicar que los peces están sobrealimentados. Esto significa que el agua no tiene los parámetros adecuados, hay más restos de plantas muertas y, de repente, felicidades, acabas de crear las condiciones perfectas para que los caracoles se reproduzcan. Si reducimos la cantidad de alimento para los peces, significará que los caracoles tendrán peores condiciones de reproducción. Por lo tanto, piense si vale la pena eliminar todos los caracoles del acuario; después de todo, son miembros honorarios del equipo de limpieza y lo alertan visiblemente sobre la sobrealimentación de sus peces.